Google Tarjeta d embarque: 12/01/2010 - 01/01/2011

Panettone de Milán

 


Ya sabéis que de cada escapada nos  hemos  traído una receta, esta noche despediremos el año en la Piazza del Duomo y como no podía ser de otro modo, hemos conseguido el secreto para hacer el Panettone, eso sí, adaptado como siempre a los gustos de nuestra casa. Se trata de un dulce que lleva su tiempo de preparación, no es difícil de hacer pero necesitaremos de casi 24 horas de elaboración, así que mejor lo hacemos en compañía y como estamos de vacaciones escolares, tenemos pinche de excepción en la cocina.

Ingredientes:
500 gr de harina de fuerza
25 gr de levadura fresca
225 gr de agua
1 huevo y 1 yema
100 gr de mantequilla
200 gr de confitura de naranja
50 gr de chocolate en perlas

Elaboración:
En primer lugar deciros que el panettone se hace con pasas o con fruta confitada, si queréis hacerlo de manera tradicional en la lista de ingredientes tenéis que quitar la confitura y el chocolate y en su lugar poner 100 gr de azúcar y unos 150 gr de pasas. Después de esta aclaración nos podemos poner con las manos en la masa, nunca mejor dicho.
1ª fermentación: La noche antes echamos la levadura (25 gr) fresca en el agua (125 gr) que estará tibia, disolvemos y lo mezclamos con 100 gr de harina. Lo dejamos reposar  en un bol tapado con plástico de cocina para que no se reseque.
2ª fermentación: Por la mañana la masa se habrá llenado de burbujas, le añadimos 100 gr más de harina, mezclamos y la sacamos a la mesa de trabajo y amasamos durante 5 o 10 minutos para que se mezcle bien. La devolvemos al bol y la dejamos tapada de nuevo para que leve.



3ª fermentación: Después de comer cogemos nuestro bol (nuestra masa en ese momento habrá duplicado o triplicado su tamaño, está llena de aire) y le vamos añadiendo el resto de ingredientes. Antes de empezar a mezclar conviene tener todo preparado, cogemos nuestro molde y lo forramos de papel de horno previamente untado de mantequilla. Por otra parte ponemos 100 gr de agua (también se puede poner leche) a calentar y la mezclamos con la confitura, cocemos unos minutos y dejamos enfriar. Una vez se ha enfriado lo mezclamos con el huevo y la yema batidos y se lo añadimos a nuestra masa. Una vez bien mezclado le vamos poniendo poco a poco la harina según lo vaya admitiendo la masa, hasta 300 gr máximo. Y ahora manos a la obra, ponemos harina en la mesa y hacemos hueco en el centro de la masa, iremos añadiendo poco a poco la mantequilla a punto de pomada y amasando hasta que hayamos puesto toda. Cuando hayamos acabado seguiremos amasando y en cada pliegue de la masa pondremos un puñado de perlas de chocolate mientras lo admita. Ponemos nuestra masa en el molde, tiene que ocupar la mitad como máximo (nosotros la dividimos y la pusimos en dos moldes) y volvemos a dejar reposar 2 horas aproximadamente o hasta que la masa alcance el borde.



Horneado: Calentamos el horno a 200 y ponemos nuestros dulce dentro, bajamos el termostato a 180 y lo dejamos cocer media hora, si lo divides en dos como nosotros con 20 o 25 minutos es más que suficiente. Para saber si está a punto pinchamos con un palo de madera y vemos si sale limpio. Dejamos enfriar y a disfrutar.

Campanadas en el Duomo



¿Qué os parece pasar la Nochevieja fuera de casa? Esta semana nos vamos de viaje a Milán y pasaremos allí la noche mágica ¿Os apetece empezar el año viajando? Por supuesto nos comeremos las uvas (si nos las llevamos de casa) o el platito de lentejas (que es lo que toca) y brindaremos con champagne o cava en la plaza del  Duomo. Pero ya que hemos volado hasta aquí vamos a hacer un poco de turismo.

Milán fue fundada por los celtas entorno al año 600 a.C. y después fue conquistada por los romanos entorno al 200 a. C. El plano de la ciudad de Milán con sus calles que salen en forma de radio del Duomo  (Domus Dei o Casa de Dios) revela que éste ya constituía el centro de la ciudad en la Antigua Roma, denominada Mediolanum. El eje de la estructura urbana de la ciudad es la Catedral, de estilo gótico y fachada neogótica. La construcción de la Basílica de San Ambrosio se inició a comienzos del siglo V y se prolongo durante cinco siglos.

Imágenes de Belén

Os dejo con la galería fotográfica de Fr Bessonnet, aquí teneis el enlace a su blog donde además de estupendas fotos por Tierra Santa, también podreis disfrutar de sus acuarelas de viaje.



 
¡Feliz navidad!

Baklava



En palestina el postre tradicional es siempre fruta de temporada, pero para acompañar al té o a un buen café se sirven dulces. De la ciudad de Nablus tiene mucha fama el Kenafeh, pero ya os mostré su variante Jordana, también es habitual poder degustar Baklava en cualquier pastelería, se trata de un pastelito común en todos los países árabes, y no solo árabes, también en Grecia es muy apreciado.

 


Ingredientes:
10 hojas grandes de pasta filo y mantequilla
1 taza de nueces, 1 de pistachos y 1 de almendras
2 cucharadas de azúcar moreno, canela y cardamomo
½ vaso de agua, 3 cucharadas de azúcar moreno y ½ taza de miel
Zumo de ½ limón, canela y clavos





Elaboración:
Este postre es fácil de elaborar pero tiene un poco de trabajo con la pasta filo, necesita mantequilla entre capa y capa y hay que trabajarla deprisa para que no se seque ya que son capas muy finas, por este motivo hay que tener todo preparado antes de empezar a montar el dulce.
En primer lugar se puede ir preparando el almíbar, en un cazo al fuego se pone el agua, el azúcar, la miel, el zumo de limón, la canela y los clavos de olor. Se deja cocer entre 5 y 10 minutos sin dejar de remover con la varilla.

 
En la picadora o en el mortero moleremos los frutos secos, una vez machacados los mezclaremos con el azúcar, la canela y el cardamomo (al que previamente habremos sacado de su vaina y molido).
Derretimos la mantequilla.
Untamos de mantequilla una fuente de horno y ponemos nuestra primera hoja de pasta filo (doblada por la mitad si son grandes, si son pequeñas habrá que poner el doble) y vamos cubriendo de mantequilla. Repetimos la operación con tres capas (dobles) más. Después pondremos la mitad del relleno encima y extendemos bien. Ponemos dos hojas más de filo dobladas por la mitad con su correspondiente mantequilla y echamos la otra mitad de los frutos secos aromatizados. Sobre estos colocamos el resto de pasta que nos queda, otras cuatro hojas dobladas por la mitad a las que iremos bañando de una en una.
Ponemos la fuente en el horno, previamente calentado a 200, durante 20 minutos primero y después otros 15 minutos más tapados con papel de plata para que no se queme la parte de arriba.
Pasado este tiempo, sacamos del horno, bañamos con el almíbar y espolvoreamos pistacho picado por encima. Dejamos enfriar. Al día siguiente estarán aún mejor.
 

El entorno de Bethlehem


Continuamos nuestro viaje, hoy por los alrededores de Belén. En las colinas del sur de la ciudad se encuentra Herodión, actualmente solo quedan las ruinas del Castillo construido por Herodes y su tumba, aunque murió en Jericó. Desde la cima se tienen buenas vistas de Belén y Jerusalén, así como del mar Muerto y del desierto de Judea.

A Belén pastores, a Belén ...




El destino para esta semana no podía ser otro que la ciudad de Belén y que conste que yo practico el agnosticismo sin remedio pero, lo cortés no quita lo valiente. La verdad es que es un destino desconocido para mi, asique no me queda más remedio que tratar de investigar un poco. Belén se encuentra en el territorio autónomo administrado por la Autoridad Nacional Palestina. 

Imágenes de Toledo

Esta semana hemos hecho una brevísima escapada a Toledo en busca de la receta del mazapán, era de obligado cumplimiento en estas fechas… Pero como la visita ha sido tan breve quiero dejaros con la galería de Francisco Javier Martín en Flickr, es un toledano aficionado a la fotografía que nos permite visitar su ciudad a través de su mirada. ¡Disfrutad el paseo!

 


Mazapan de Toledo


Esta semana nos hemos escapado a Toledo con la intención de conseguir la receta del mazapán. Es un dulce navideño fácil de elaborar pero si no te atreves con ello haz una escapada y compra una anguila elaborada artesanalmente en alguna pastelería de la capital castellano manchega. 

Ingredientes:
250 gr de almendra molida
150 gr de azúcar glas
40 gr de agua
1 huevo
1 limón y canela

Elaboración:  

 
En una cazo ponemos a calentar el azúcar con el agua (aproximadamente un cuarto de vaso), cuando rompa a hervir añadimos la ralladura del limón y media cucharadita de canela, sin parar de mover añadimos toda la almendra y apagamos el fuego. Removemos hasta integrar bien los ingredientes y dejamos templar.
Una vez templado añadimos la clara de huevo batida y mezclamos bien, como ya no quema podemos meter las manos para ayudarnos. Tapamos con plástico de cocina y dejamos reposar en la nevera un par de horas.
Pasado este tiempo, cogemos la masa y le vamos dando forma a las figuritas, para facilitarte esta parte y que no se te pegue la mezcla, de vez en cuando ve impregnándote las manos con harina. Ponemos nuestros mazapanes en una fuente de horno sobre papel vegetal y pintamos las figuras con la yema del huevo mezclada con unas gotas de agua.
Las ponemos en el horno previamente calentado a 200 durante 5 minutos, encendemos el gratinador y las dejamos dos minutos más, lo justo para que el huevo coja color (no las dejes más tiempo para que no se resequen) y ya podemos sacarlas del horno. Dejar enfriar y guardar en una caja hermética si es que sobran.

Toledo con niños

Se acercan días de vacaciones para los pequeños de la casa, si queremos visitar Toledo con ellos tenemos la opción del Zocotren. Sale de la plaza del zocodover y dura unos 45 minutos. El billete de adultos vale 4.25€ y el de niños 1.85€.




Toledo es otra historia

 
Toledo continúa con su campaña “El Tajo envuelve las tres culturas”, durante los meses de diciembre, enero y febrero dedicado a la cultura musulmana (este es el último trimestre, el primero se dedicó a la cultura cristiana, el segundo a la sefardí), durante el mes de diciembre todavía podremos disfrutar de visitas guiadas sobre la cultura sefardí.

Imágenes de Sevilla

Hoy como cada sábado salimos de paseo virtual, en este caso de la mano de J A Alcaide, aquí os dejo el enlace para que continueis el paseo por su galería. 

¡Disfrutad del fin de semana!

Polvorones

Los polvorones que más fama tienen son los de Estepa, en la provincia de Sevilla. Básicamente se componen de manteca, harina y azúcar, y a esto se le añade ralladura de limón, canela, chocolate,… para aromatizarlos al gusto. En la receta he sustituido la manteca por mantequilla aunque esto le hace variar el gusto y la consistencia, tú decides.
Ingredientes:

200 gr de harina
180 gr de mantequilla
50 gr de almendra molida
150 gr de azúcar glas
3 gr de bicarbonato
½ cucharadita de canela
Semillas de ajonjolí
Ralladura de limón

Elaboración:

En primer lugar hay que preparar la harina y la almendra molida, para ello calentamos el horno a 160 o bien ponemos una sartén grande a calentar, ponemos la harina a tostar moviéndola para que no se queme, Cuando coja un poco de color la dejamos enfriar. Repetimos la operación con la almendra. Cuando todavía estén tibias las mezclamos y añadimos la canela, la ralladura de limón y las semillas de ajonjolí o sésamo para que se vaya aromatizando la mezcla.

Por otra parte mezclamos el azúcar con la mantequilla, que tendrá que estar a punto de pomada. Una vez bien batidas le vamos incorporando poco a poco la harina (a la que habremos añadido el bicarbonato). Comenzamos a amasar, si no conseguimos unir la masa podemos añadir un poco más de mantequilla. Amasaremos durante 10 minutos aproximadamente. Después envolvemos la bola formada en plástico de cocina y dejamos reposar 30 minutos.

Pasado este tiempo extendemos la masa con un rodillo y cortamos círculos con un vaso o un cortapastas y los vamos colocando en una bandeja que habremos preparado con papel de horno. Calentamos el horno a 160 y ponemos nuestros polvorones a tostar unos 15 minutos, después encendemos el gratinador y los dejamos 5 minutos más o hasta que se doren un poco. Cuidado que no se quemen, solo los metemos al horno para que se tuesten.

Ya solo queda dejarlos enfriar para poder comerlos, si los pones en una caja con papel de seda se conservan mejor, claro si es que sobran…


La lluvia en Sevilla es una pura maravilla




Hoy ha salido el sol (¡por fin ha dejado de llover!) y podemos disfrutar de nuestro paseo por las calles sevillanas. Llevados por la euforia del momento salimos del hotel y nos dejamos llevar hasta la Plaza de España, que aunque de reciente construcción (se proyectó para la Exposición Iberoamericana de 1929) no por ello menos emblemática. 

Quillo, unas cañitas



Seguimos nuestra escapada, aunque el tiempo no nos acompañe. Hoy nos hemos levantado con ganas de caminar por los barrios típicos de Sevilla, cerca de los Reales Alcázares se encuentra la judería de Sevilla, conocida como el barrio de Santa Cruz, no puedes dejar de visitarlo. Creo que un mapa nos sería muy útil, descárgalo aquí.

Musulmanes convertidos al cristianismo



Seguimos tras los pasos de los musulmanes, en este caso en nuestro territorio, hemos decidido hacer una breve escapada a Sevilla y buscar indicios de la ocupación almohade en ella. Por supuesto, con la reconquista cristiana desaparecieron los símbolos del islam para dejar paso a los de los fieles. Pero no es muy difícil dejarse llevar, basta con mirar a tu alrededor para ver esos ojos y cabellos oscuros (siempre y cuando no hayamos decidido colorearlos, los pelos, claro), evidencia del mestizaje de nuestra península. 

Imágenes de Jordania II

Como cada sábado os dejo viajando por la carpeta de fotos de algún viajero, en este caso por la carpeta de Dan Robbins en Picasa. Paseamos por el desiento de Wadi Rum, por Ammán,  la mezquita y el templo de Heracles en la Ciudadela y finalizamos con una visita al castillo de Ayak.


¡Disfrutad del viaje!

Konafa, dulce de queso

Tras la visita (virtual) de estos días a Jordania he querido dejaros una receta para que también tengais una referencia (a ser posible no virtual) de la gastronomía de este reino, he escogido un dulce porque me encantan los postres que elaboran en los paises arabes, espero que os guste.




Ingredientes:
1 paquete de konafah (yo lo he sustituido por pasta brick)
Mantequilla 1/3 taza
Queso mozzarella rebanado o similar
Azúcar de 1/3 taza
Agua de 1 taza
Jugo del limón 1 cucharada
Nueces y pistachos

Elaboración:
Pon el queso en un bol con agua y dejalo reposar, pasado un hora cambia el agua y antes de volver a ponerlo seca el queso con papel de cocina, dejalo otra hora. Sácalo y vuelve a secar, de esta manera perderá la sal.
Mientras prepara el almibar, junta el agua con el ázucar y el zumo de limón, yo le añado unas gotas de agua de azahar para aromatizar, y ponlo a hervir, aproximadamente 15 minutos.

En una fuente de horno preparada con papel vegetal, ve alternado capas de pasta brick y queso, yo he puesto 8 capas de pasta y 7 de queso, en el centro añade la mitad del almibar y trozos de nueces. Cada capa de pasta debe ir impregnada de mantequilla. Si quieres un resultado más crujiente junta las capas con mantequilla y pon la mitad de base y la otra mitad de tapa. Mete al horno medio/alto durante 15 minutos. A mitad de cocción pon por encima el resto del almibar y espolvorea con pistachos. Sirve templado.

Ammán, Karak, Irbid, Umm Quais, Pella, Mádaba,…

Y es que Jordania parece no tener fin, especialmente para los locos que vamos a donde haga falta si nos enseñan una piedra con un trocito de historia, para aquellos que nos hace falta poco para hacer un viaje en el tiempo, ya me veo como testigo indiscreto de los baños de la “divina” Cleopatra, o cabalgando detrás del Lawrence de Arabia, o escondida entre bambalinas para ver el rodaje de algún film reciente, “El reino de los cielos” de Ridley Scott, en el castillo Ayak.
video

Lawrence de arabia y cleopatra, turistas en Jordania



Lawrence de arabia, militar y arqueólogo británico no estuvo precisamente de turismo por Jordania, fue en Wadi Rum donde, junto al príncipe Faisal Bin Hussein, plantó cara a los otomanos durante la revolución  árabe en la primera guerra mundial, pero yo no puedo evitar el recuerdo que quedó en mi memoria tras la película, Lawrence de arabia a caballo sobre una duna del desierto de Wadi Rum.